·

さて、どちらへ行かう風がふく

bien... ¿a dónde ir...?
...el viento
sopla...


04 diciembre 2018

haiku de adviento II


-Ven, ahora uno de verdad-  Ahora mi cuerpo es mi cuerpo. El abrazo que aquieta mi corazón. Transparente. Laurel envuelto en musgo, aire en el aire. Ahora.

Mas allá de su hombro, de su pelo, las hojas amarillas de los avellanos, de los arces.

Esta luz...

-Parece tamizada por unas vidrieras- digo sin pensar. Muy bajito. Levantando la mirada.

Las copas de los árboles casi se cierran como una cúpula vegetal sobre la hondonada que forma este lugar tan extraño. Atravesadas por la luz de la tarde las hojas, las ramas... el aire... parecen brillar con la lluvia, tan lejana,  de la mañana.

Esta luz como un abrazo...

Uno de verdad. Uno que acoge y despoja. Uno que envuelve y transparenta.

Qué bien se está aquí. Qué bien suena mi corazón en silencio. Envuelto en otro.
 Helecho en la lluvia, pájaro en la mañana. Luz en la luz.





hoy hay otra luz…
de pronto caen del álamo
hojas amarillas


Haiku de Kotori. Segundo del curioso calendario de adviento.






1 comentario:

leticia sicilia dijo...

Gracias Félix, es una verdadera delicia leerte. Este calendario de adviento promete ser muy muy especial.

Un abrazo grande.